viernes, 29 de enero de 2010

...el torno del alfarero...


Lugar: Bogotá D.C. Colombia



Después de 1 año y 3 meses he vuelto a la tierrita. Varios meses de ahorro para lograr comprar el tiquete y la cruzada de dedos para obtener las 3 semanas de vacaciones hicieron que esté visitando a mi familia y amigos.



La razón principal del viaje: el cumpleaños No. 50 de mi padre y de combo el No. 45 de mi madre. Es la primera vez que doy gracias por tener los dos cumpleaños tan cerca, porque puedo compartir con ambos fechas tan especiales. La ganancia: no solo visitar a la familia sino también a los amigos, los cuales son parte fundamental de mi vida.



Cuando partí en Octubre de 2008 en busca de un sueño personal, iba llena de expectativas, un mundo desconocido abria sus puertas ante mis ojos. Un nuevo continente, un nuevo país con un lenguaje totalmente diferente al materno o al segundo que en su defecto aprendí, pues cuando me fuí ni buenos dias en Alemán sabía decir; una nueva cultura, comida, costumbres y sobretodo, un paraiso en Investigación (razón principal de mi partida).



La soledad fueron el compañero número uno, posteriormente dos ángeles de la guarda colombianas me ayudaron muchisimo, mis colegas me brindaron su apoyo y poco a poco hicieron de esta aventura un viaje rico en experiencias. En el camino he encontrado valiosos amigos que han estado alli en las buenas y malas, los lazos afectivos con mi familia y amigos en la distancia se han fortalecido, mi corazón ha sanado y es felíz al lado de un maravilloso holandesito :-)



Todos los días doy gracias, por tener esta oportunidad de ver el mundo con otros ojos y de vivir y cumplir las metas y sueños trazados, los cuales cada dia cambian y se amoldan de acuerdo a las circunstancias.



No he encontrado mejor comparación que la del torno del alfarero, cuando pone su greda, lo suficiente para esculpir su obra maestra y descartar lo que sobra o no necesita. Eso somos cada uno de nosotros, seguimos rodando en el torno, cada dia nos dan forma, tal vez al inicio estabamos pensados para ser una pieza determinada, pero al seguir trabajando esa forma puede cambiar y ser otra mucho mejor.



Hoy cumplo mi primera semana de estar en mi cuidad, el tiempo se ha derretido entre mis dedos, sobretodo ahora con este calorsito, despues de venir de -15°C y nieve eterna. Estoy felíz de poder compartir este tiempo con mis padres, mi hermana, mi cuñis, el resto de familaires y amigos...y como dice el dicho, la felicidad no tiene precio...No lo puedo negar ya estoy como mis tias hace algunos años, a lo pelota de letras, aterrada de ver como crecen y cambian los pequeñajos, por que nosotros los "grandes" nos quedamos en standar. No hay mejor recompensa que estar estos dias aqui, recargando baterias e inyectandome dosis diarias de adrenalina para seguir al menos por otro año y medio más al otro lado del charco!!!



Salud!!!



PD: Se preguntarán porque a estas alturas la foto es de navidad, pero mi mamá esperó para qe yo viera la decoración antes de guardarla :-). Yo adoro la navidad en mi casa...y esto me hizo sentirla aun cuando no estuve en diciembre aquí...

5 comentarios:

André Cortés dijo...

Muy rico tu paseo Johis, muy contento de haber compartido un poquito de tu experiencia y pues mis respetos también por todo lo que has y vas a lograr. Ahora, ejem, espero muchas más visitas ahora que tenemos wageningiano no?, jeje, un abrazote.

Johis dijo...

Ay Don André muchas gracias! yo también me alegro mucho de tenerte cerquita, pronto nos veremos de nuevo, mi wageningiano ayudará ;-)

Un gran abrazo chicolito!

Uriel Moscoso dijo...

Wow, Leí detenidamente tu sentimiento de regresar a tu tierra, de ver a tu familia y le emoción que reflejas en cada frase, al leerte me refleje porque al igual que tu estoy lejos de los mios y lo mismo senti y experimente cuando en la navidad pasada fui a mi tierra a pasar esas fechas. El que tu madre haya conservado el arbol de navidad para ti, me hizo pensar que todas las madres hacen hasta lo imposible para hacernos felices, ellas son maravillosas en hacer las cosas pequeñas en grandes cosas que recordamos sus hijos.

felicidades por tener la familia que tienes...!

cibersan dijo...

Johis

Esta muy chevere tu blog....felicidades

ahi te dejo para que lo cheques:
www.tumentepoderosa.blogspot.com

fer

Gabrielle Dupré dijo...

Ha de ser estremecedor volver a tu tierra y saber que siempre tendrás como destino un hogar al cual volver y amar. Me enacnta tu país.